Espacios

A las salas y espacios de las actividades de la Fiesta se les ha dado el nombre de camaradas. De esta forma se le rinde tributo a cada uno de ellos en reconocimiento a su trabajo dentro del Partido. Éstos son los comunistas y ésta es una breve reseña de su historia:

» Pepe Cabo (Buenos Aires, 1943 - Madrid, 2013)
» Juana Doña (Madrid, 1918 - Barcelona, 2003)
» Las Trece Rosas
» Manuel Fernández-Cuesta Puerto (Madrid, 1963 – 2013)
» Ana Lucas (falleció en Madrid el 12 de septiembre de 2006)
 
Pepe Cabo
Nació el 16 de marzo de 1943, en Buenos Aires (Argentina). Hijo de refugiados políticos comunistas (Luis Cabo Giorla y Araceli Bravo), vivió en Paris (Francia) hasta principios de los años 70, fecha en la que se instaló en Madrid con su mujer, la camarada Amparo González y su hijo José. Ya en Madrid, nació su hija Raquel.
 
Ingresó en la JSU a finales de los años 50. Poco después, ingresó en la UJCE, cuando el PCE acordó reorganizar la organización juvenil comunista. De 1960 a 1964, culminó sus estudios de Aparejador en Leipzig.
 
En Paris, ostentó responsabilidades políticas tanto en la UJCE como, en sus últimos años de exilio, en la potente organización del Partido en el país vecino. Su vida profesional en Paris se desarrolló como Aparejador en el estudio de arquitectos"Berim ". Estudio que desarrolló, bajo la dirección deOscar Niemeyer, la construcción de la nueva sede del PCF, en la popular " Placedu ColonelFabien ".
 
Fue elegido delegado al clandestino VIII Congreso del PCE (1972). La dirección del Partido le seleccionó para formarse políticamente primero en un Curso de 1 mes y, posteriormente, en una Escuela durante 3 meses. Su primera militancia en Madrid fue ayudar a la organización del PCE en las grandes fábricas del metal. Fue detenido en 1975 junto a los camaradas Simón Sánchez Montero, Armando López Salinas, Víctor Diáz Cardiel y José Soler. La policía del Gobierno Arias – Fraga le negó el permiso para poder asistir al entierro de su padre, fallecido a principios de diciembre de 1975.
 
En Madrid, trabajó en la constructora "Cotos" hasta que fue, primero sancionado, y luego despedido ( 1978 ) por sus actividades político-sindicales. A continuación trabajó como Aparejador en la Cooperativa "Covibar", en sus obras de Rivas-Vaciamadrid hasta 1985.
 
En la legalización del PCE (semana santa de 1977) era el responsable político de la Agrupación del PCE en el Distrito Centro de Madrid. En 1985, el Partido le requirió dedicación exclusiva para el trabajo de Relaciones y Política Internacional, tarea que ha desarrollado desde entonces hasta su fallecimiento, tanto en el PCE como en IU. Experto en la problemática política europea, árabe y africana, acabó convirtiéndose en un decano referente para los partidos comunistas y obreros de esos ámbitos geográficos. Desde el XIII Congreso del PCE (1991), es miembro del Comité Federal del Partido, siéndolo también de su Comité Ejecutivo hasta el 2009.
 
Trabajó de asesor en el Ayuntamiento de Getafe y, durante todos estos últimos años y hasta la fecha, dedicó el grueso de sus energías a la dirección política de la organización del PCE en el Distrito Centro de Madrid, así como a la Asamblea de IU-Centro. Culto, comunista convencido, Pepe apoyó la defensa del Leninismo en el IX Congreso del PCE (1978), combatió el eurocomunismo al que definió como "teoría y práctica de la liquidación del ideario comunista" y defendió la existencia de una amplia estrategia de unidad de la izquierda a partir de la existencia de un PCE fuerte, influyente, soberano, activo y socialmente visible.
 
Falleció en Madrid, el 26 de marzo pasado, a consecuencia de graves complicaciones tras una operación de corazón.
Juana Doña
DOÑA JIMÉNEZ, Juana "Juanita". Comunista, nació en Madrid el año 1918. Se cría en una corrala del madrileño barrio de Lavapiés.
 
En enero de 1933, con 14 años, se afilia a las Juventudes Comunistas y comienza su actividad política con pegadas de carteles, reparto de propaganda y prensa, y participación en manifestaciones y mítines. En septiembre de ese mismo año, es detenida por primera vez mientras actúa de piquete en la huelga general de Madrid. Es nombrada primero secretaria femenina del Sector Sur y luego secretaria femenina del Comité Central de las Juventudes Comunistas, para más tarde pasa a formar parte de la Agrupación de Mujeres Antifascistas.En 1935 vuelve a ser detenida en una reunión clandestina e ingresa en la prisión de Ventas. Al salir, se coloca a trabajar en una fábrica de jabones. En mayo de 1936, se casa con Eugenio Mesón, secretario de Madrid de la Juventud Comunista. Durante la guerra, colabora en labores de retaguardia, desde el Comité Provincial de Mujeres Antifascistas. En enero de 1937 tiene a su primera hija, Lina, que muere meses más tarde, y en febrero de 1938 a Alexis. Tras el golpe de estado de Casado, su marido Eugenio es detenido y encarcelado en San Miguel de los Reyes, en Valencia. Juana marcha a Alicante con su hijo, su suegro y su hermana, intentando salir del país. Allí son apresados, regresando a Madrid tras pasar por varios campos de internamiento. En la capital contacta con la organización clandestina del PCE, colaborando en un plan para sacar de la cárcel a varios dirigentes comunistas, que no llega a realizarse con éxito.
 
El 5 de diciembre de 1939 es detenida junto a su madre y hermana, acusadas de pertenecer al PCE y de estar implicadas en el asesinato del comandante Gabaldón. Tras ser torturada en Gobernación, el 24 de diciembre ingresa en la cárcel de Ventas, donde permanecerá hasta el 28 de mayo de 1941, fecha en la que sale en libertad. Un mes más tarde, el 3 de julio, su marido es fusilado junto a otros compañeros en las tapias del cementerio del Este. Juana se pone a trabajar sirviendo y vendiendo pan en el mercado de San Miguel. En 1944 vuelve a la lucha clandestina entrando en el Sector Sur del Comité Provincial del PCE.Enlace de la Agrupación Guerrillera en Madrid, con Pedro Sanz "Paco el Catalán", realiza varios viajes a Valdemanco, donde unos compañeros presos proporcionaba dinamita a la guerrilla. Participa en los atentados contra la Brigada Político Social y la embajada argentina, siendo detenida el 25 de febrero de 1947. Condenada a muerte, le fue conmutada por la de treinta años de cárcel con motivo de la visita a España de Eva Perón. El cinco de agosto de 1962, con 44 años, después de haber conocido las cárceles de mujeres de Ventas, Segovia, Guadalajara y Alcalá, sale en libertad. Marcha a Francia donde entra en contacto con el PCE allí establecido, y comienza una nueva etapa vinculada al movimiento feminista, siendo fundadora del MELIM, Movimiento por la igualdad y la libertad de las mujeres. Activista del sindicato Comisiones Obreras desde la clandestinidad. Miembro del Comité Central del PCE, fue candidata por este partido al senado.
 
Murió en Barcelona, el 19 de octubre de 2003 a los 84 años de edad. Colaboró en Mundo Obrero, órgano oficial del PCE, desde 1977 hasta su muerte. Autora de los libros: Mujer (1977), Desde la noche y la niebla (1978), Gente de abajo (1981) y Querido Eugenio (2003).
 
'Se contaban epopeyas de las cárceles masculinas y las heroicidades de sus protagonistas, se rompía el cerco de la censura y en la más negra clandestinidad se divulgaban acciones y sufrimientos protagonizados por los luchadores-hombres. Rara vez se hablaba o escribía sobre las heroicidades de las luchadoras-mujeres. (…) Se puede contar con los dedos de las manos, lo que fuera y dentro del país se ha impreso para denunciar y poner al desnudo las iniquidades que las mujeres han sufrido y sufren en las cárceles de nuestra geografía. A las mujeres se les ha dedicado unas líneas apenas, en este río de volúmenes que se ha escrito sobre la guerra civil y la resistencia en nuestro país'. (Juana Doña. Desde la noche y la niebla).
Las Trece Rosas
El 5 de agosto de 1939, trece mujeres, la mayoría menores, fueron ejecutadas ante las tapias del cementerio del Este. Conocidas como las “Trece Rosas” su historia sigue viva hoy en forma de libros, teatro, documentales y cine.
 
Dos días antes habían sido juzgadas en el tribunal de las Salesas, junto a cuarenta y cinco compañeros más del PCE y de las Juventudes Socialistas Unificadas (JSU). Se las acusaba de intentar reconstruir a las JSU, así como de intervenir en "actos de sabotaje e intentos de complot". La sentencia fue implacable, siendo condenados a muerte cincuenta y siete de los cincuenta y ocho acusados: “Reunido el Consejo de Guerra Permanente número 9 para ver y fallar la causa número 30.426 que por el procedimiento sumarísimo de urgencia se ha seguido contra los procesados (...) responsables de un delito de adhesión a la rebelión (...) Fallamos que debemos condenar y condenamos a cada uno de los acusados (...) a la pena de muerte”.
 
Todo comenzó a finales de marzo, tras la entrada de las tropas de Franco en Madrid. Con la mayoría de los dirigentes encarcelados o en el exilio, un grupo de jóvenes, hombres y mujeres, se hizo cargo de la JSU y el partido, con la intención fundamental de ayudar a los camaradas presos y a sus familias y esconder a los perseguidos.
 
Poco pudieron hacer, salvo la creación de algunos grupos. En mayo de 1939, casi todos los integrantes del Comité Provincial de la JSU y parte de los dirigentes del recién reorganizado PCE en Madrid habían sido ya detenidos, al igual que miles de personas cuyo único delito era ser “rojas”.
 
Una de las acusaciones que se les imputaron a los jóvenes de la JSU detenidos fue la colocación de unos pasquines en algunas calles madrileñas con anterioridad a la celebración del día del desfile de la Victoria que decía: “Menos Viva Franco y más pan blanco”.
 
A las cuatro de la madrugada del día cinco de agosto, un camión viejo y destartalado se detenía ante la puerta de la cárcel de Ventas. Poco después salieron las trece jóvenes que desde hacía varias horas permanecían en capilla. Según comentaría María del Pilar Parra, una presa que se encontraba en aquel momento asomada a la ventana: "Pasaban repartidores de leche con sus carros. La Guardia Civil los apartaba. Las presas iban de dos en dos; tres guardias civiles escoltaban a cada pareja. Las presas fueron subidas en grandes camiones. Desde donde yo estaba, en el cuarto piso, no se las podía ver con claridad. Pero parecían tranquilas. Llevaban la cabeza muy levantada". Primero fueron fusilados los hombres y posteriormente las mujeres. Los tiros de gracia de "Las trece Rosas" se oyeron hacia las ocho.
 
Sobre la mesa del despacho de Carmen Castro, directora de la cárcel de Ventas, quedaron las solicitudes de indulto que cada una de las condenadas había redactado el día 3, para pedir clemencia al Caudillo, y que la directora no había querido tramitar.
 
Se llamaban: Carmen Barrero Aguado, Martina Barroso García, Blanca Brisac Vázquez, Pilar Bueno Ibáñez, Julia Conesa Conesa, Adelina García Casillas, Elena Gil Olalla, Virtudes González García, Ana López Gallego, Joaquina López Laffite, Dionisia Manzanero Salas, Victoria Muñoz García y Luisa Rodríguez de la Fuente.
Manuel Fernández-Cuesta Puerto
Manuel Fernández-Cuesta fue un editor de libros, columnista y redactor jefe de Mundo Obrero. Era nieto del periodista Manuel Fernández-Cuesta Merelo, fundador del diario deportivo Marca y quien era a su vez hermano de un ministro de Franco.
 
Tras estudiar Derecho y Filosofía, Manuel amplió estudios en París y Milán interesándose por el marxismo clásico, la teoría del Estado y la sociología política y cultural. Colaborador habitual del periódico digital Rebelión y de Mundo Obrero, ha colaborado con diversos diarios como Público o El Mundo; sus artículos más recientes han aparecido en El País, cuartopoder. es y eldiario.es.
 
Desde septiembre de 2007 hasta su fallecimiento, estuvo ligado a Grup62, primero como director de 'Ediciones Península' y desde mayo de 2011 como responsable del área castellana de Grup62, integrada entonces por los sellos editoriales Península, El Aleph, Luciérnaga y Salsa Books.
 
Uno de los proyectos que lanzó es la creación de la colección Gran Atalaya, que reúne aquellos títulos y autores emblemáticos que, ya sea por la calidad de sus textos o por la buena acogida del público, han determinado una manera de publicar y comercializar este tipo de libro.
 
En sus nuevas responsabilidades además de conservar las funciones de gestión editorial y de proyecto de Península asumió también las del sello literario El Aleph Editores, que publica en castellano obra destacada de ficción de diversos autores. En su anterior etapa profesional, Manuel formó parte de la cúpula de la editorial Debate, integrada en el Grupo Random House Mondadori. Vivía en Madrid dedicado a la edición literaria. Asimismo enseñó escritura de las ideas y ensayo en Hotel Kafka de Madrid y fue profesor de la Universidad de Salamanca y de la Universidad Pompeu Fabra de Barcelona. Es autor de los textos del libro “Fotógrafo de guerra. 1936-1939” (Hiru Argitaletxea, 2000) sobre Robert Capa.
Ana Lucas
Ana Lucas Hernández fue una intelectual ligada al PCE y la Fundación de Investigaciones Marxistas (FIM), y profesora de Estética en la Facultad de Filosofía de la UNED.
 
Reproducimos una de sus últimas notas manuscritas enviadas a Emilio Sola de “Archivo de la Frontera” en 2006, y que habla de ella por sí misma:

"material feminismo"
 
Cómo se os os nota a los hombres que ontognéticamente nunca habéis llevado vida en las entrañas. Esto por sí sólo explica vuestro machismo, violencias y vuestras guerras, pero es no os justifica, dado que también sois coproductores de vida.
 
Para mi gran dolor, sin embargo, hay mujeres que se os parecen, pero para mi supremo regocijo al menos hay ciertos, algunos hombres que son almas gemelas de las mujeres, con el don de amor de madre. Esto son los mejores y compensan al resto. La falta de amor engendra violencia.

Ana Lucas
Mayo-2006